La importancia de los mandos intermedios en el sistema de mejora continua